03 Abril

Ruta de la Castaña: Brasil

Y es que en Brasil tienen su propia variedad de castaña, aunque debido a la baja producción por falta de lluvias en las últimas temporadas ha duplicado el costo del producto. En consecuencia, ha mermado su exportación y también ha sido necesario contar con otras variedades para abastecer a toda la población. Este fruto brasileño, […]

Y es que en Brasil tienen su propia variedad de castaña, aunque debido a la baja producción por falta de lluvias en las últimas temporadas ha duplicado el costo del producto. En consecuencia, ha mermado su exportación y también ha sido necesario contar con otras variedades para abastecer a toda la población.

Este fruto brasileño, también conocido como nueces del Brasil, varía en todo tipo de presentaciones: sin cáscara, frescas o secas… y otros muchos productos típicos que elaborar con ellos, desde castañas con ajo hasta crema de labios. La castaña de Brasil, es un producto que crece en los bosques altos de la Amazonía peruana, cosechadas la reserva de Tambopata los productos tradicionales de la zona tienen su propio y principal comprador: Estados Unidos.

Cada año, en febrero y marzo, casi cien familias recogen las castañas de Brasil que han caído al suelo en la Reserva Nacional de Tambopata. Cosechan las castañas en la zona protegida por concesiones otorgadas bajo el sistema de zonificación para uso múltiple de la reserva. Después, las secan al sol y las arrastran a contracorriente hasta una planta que es propiedad de su organización, la Asociación de Castañeros de la Reserva Nacional de Tambopata (ASCART), donde las castañas se tuestan, se abren y se separan para la venta.

La castaña de Brasil es un producto de nicho, incluso en el bosque. Es la fruta de un gigante del Amazonas, el árbol de la castaña de Brasil, que puede crecer hasta más de 30 metros de altura y unos dos metros de diámetro. Las flores, que brotan durante un día, son polinizadas por abejas de las orquídeas, las cuales son lo suficientemente fuertes para levantar cubierta de las flores.

Las castañas se forman en una vaina que tiene aspecto de bola de cañón y cae del árbol con la fuerza suficiente para herir gravemente, o incluso matar, a cualquiera que pase por debajo. Aun así, esa fuerza no es suficiente para abrir la vaina, de modo que la reproducción de la planta depende del agutí, un roedor de tamaño mediano que con los dientes, y paciencia, necesarios para pueden atravesar la fibrosa vaina y las cáscaras de las castañas. De este fruto se aprovechan las semillas que se pueden consumir crudas, tostadas y como ingrediente de otras comidas, sirviendo también para elaborar aceite.

Captura de pantalla 2018-04-03 a las 11.27.45

Comparte esta página :

Write a Reply or Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *